¿QUÉ HACE REALMENTE LA FINASTERIDE?

finasteride

Comments (0) Alopecia

La finasteride es el primer (y por ahora único) fármaco vía oral que detiene la caída del cabello provocada por la alopecia androgenética (a partir de ahora AGA), la alopecia más común en los varones.

Como muchos de los grandes hallazgos de la humanidad, se descubrió de forma fortuita al observar que los pacientes con hiperplasia benigna que eran tratados con este fármaco tenían cada vez mas pelo.

Lo que realmente hace la finasteride es disminuir indirectamente (no quiero ser demasiado técnico para no perder el hilo) la cantidad de dihidrotestosterona (DHT) en nuestro organismo.

Y ahora os preguntaréis ¿y a mi pelo qué le importa la DHT?… pues le importa, y mucho ya que nuestros folículos son especialmente sensibles a la DHT. Hablando en bruto, la DHT va destrozando el folículo poco a poco hasta que éste no es capaz de producir un pelo como dios manda.

Como veis la finasteride ataca la alopecia desde dentro. Además su consumo es realmente sencillo y nada pesado: una pequeña pastilla de 1mg al día.

Su eficacia está más que demostrada tanto científicamente como “visualmente” en nuestro día a día. Quizá no lo sabréis pero muchos de vuestros amigos que tienen pelo siguen este tratamiento.

Bastan solo 6 meses de tratamiento para empezar a ver resultados sorprendentes. ¡Ojo!, sorprendente no significa milagroso, donde no hay pelo no va a salir, eso tenedlo claro. La finasteride va a frenar la caída y va a convertir muchas de esas pelusillas casi olvidadas en pelo visible, pero no va a hacer que una bombilla tenga melena.

Aquí un ejemplo brutal de uno de los mejores avances que he visto (extraído de nuestros foros):

progresion finasteride

Pero todo no van a ser buenas noticias, aquí vienen los “peros”: Si se interrumpe el tratamiento veremos como nuestro pelo “olvida” todo lo ganado y retenido y empieza de nuevo su decadente proceso de suicidio. Y esto en cuestión de unos pocos meses.

Además como cualquier medicamento tiene efectos secundarios… son muy raros (apenas un 2%) y la mayoría de las veces suelen ocurrir por la obsesión y miedo del propio paciente a padecerlos. Pero existen y es importante conocerlos: disminución leve de la líbido y del volumen de semen expulsado, aumento de las mamas, etc. Lo bueno del asunto es que desaparecen al interrumpir el tratamiento.

En definitiva, estamos ante el mayor avance de la historia de la humanidad en la lucha contra la AGA. Hay que informarse bien, acudir al médico y decidir si merece la pena probarlo.

 

 

Comments are closed.